¿Cómo funciona?

Las unidades de viviendas con apoyo generalmente están integradas en desarrollos nuevos de viviendas asequibles. El Departamento de Salud Mental y Servicios de Adicción del Condado de San Diego (BHS, por sus siglas en inglés) trabaja con empresas constructoras y socios comunitarios para que un porcentaje pequeño de las unidades sea designado para los participantes que califiquen para el programa Full Service Partnership (FSP) y para brindarles servicios de salud mental, administración de casos, servicios de recuperación, programas educativos, oportunidades de empleo o capacitación y servicios sociales.

Los participantes en el programa mantienen sus propios contratos de arrendamiento, contribuyen hacia el pago de su renta y están sujetos a las mismas reglas y normas que todos los demás inquilinos.